viernes, 28 de septiembre de 2012

CALAMARES A LA ROMANA

INGREDIENTES
Un kg. calamares, 3 huevos, 300 gr. harina, un limón, una cucharada bicarbonato, aceite de oliva y sal.

PREPARACIÓN
Limpiamos los calamares, les quitamos las vísceras y la piel, cortamos y separamos los rejos o tentáculos y dejamos el cuerpo entero. Guardamos los calamares en el congelador para que estén blandos el día que los vamos a cocinar.

Ponemos los calamares en una fuente y dejamos a temperatura ambiente para que se descongelen, escurrimos el agua y esparcimos encima de los calamares una cucharada de bicarbonato, mezclamos bien y guardamos en la nevera durante 8-10 horas.

Pasado ese tiempo, lavamos los calamares con agua para que suelten el bicarbonato sobrante y secamos con un paño de cocina, así absorberán adecuadamente la harina.

Cortamos el cuerpo de los calamares en rodajas no muy gordas y troceamos un poco los rejos, que también los vamos a aprovechar.

Hacemos los Calamares a la Romana pasando las rodajas y rejos en primer lugar por harina, luego por huevo batido. Freímos en una sartén con abundante aceite de oliva bien caliente por los dos lados.

Finalmente los ponemos en una fuente con papel absorbente para que absorban el exceso de aceite, sazonamos al gusto con sal fina adornamos con un limón y acompañamos con ensalada. Salud.

No hay comentarios:

Publicar un comentario